Exportar (0) Imprimir
Expandir todo
Personas que lo han encontrado útil: 4 de 12 - Valorar este tema

Ventajas de la topología de aplicaciones para el usuario y servicios de fondo

 

Última modificación del tema: 2005-05-24

La topología de aplicaciones para el usuario y servicios de fondo se debe usar para organizaciones con varios servidores que proporcionan acceso al correo electrónico a sus empleados a través de Internet. Además, las organizaciones que utilizan Microsoft® Office Outlook® Web Access, POP, IMAP y RPC a través de HTTP en su red interna pueden beneficiarse también de una topología de servidores de aplicaciones para el usuario y servicios de fondo.

La principal ventaja de la arquitectura de servidores de aplicaciones para el usuario y servicios de fondo es la capacidad para exponer un espacio de nombres único y coherente. Puede definir un espacio de nombres único para que los usuarios tengan acceso a sus buzones (por ejemplo, https://mail para Outlook Web Access). Sin un servidor de aplicaciones para el usuario, todos los usuarios deben conocer el nombre del servidor en el que está almacenado su buzón. Así, la administración es más complicada y la flexibilidad menor, porque cada vez que la organización aumenta o cambia, hay que mover buzones a otro servidor y hay que comunicárselo a los usuarios.

Con un espacio de nombres único los usuarios pueden utilizar la misma configuración de cliente URL o POP e IMAP, incluso si se agregan o se eliminan buzones entre los servidores. Además, si se crea un espacio de nombres único, se garantiza la escalabilidad del acceso HTTPS, POP o IMAP según va creciendo la organización. Por último, un espacio de nombres único reduce el número de certificados de servidor necesarios para el cifrado de SSL porque los clientes utilizan SSL en los mismos servidores y utilizan el mismo espacio de nombres.

Los clientes como Microsoft Office Outlook® 2003 o Outlook Web Access que tienen acceso a los servidores de Exchange desde Internet deben usar el Nivel de sockets seguros (SSL) para conectarse a los servidores de Exchange y evitar así que se intercepte el tráfico. Sin embargo, procesar el tráfico SSL puede suponer una sobrecarga importante para un servidor. La arquitectura de servidores de aplicaciones para el usuario y servicios de fondo permite al servidor de aplicaciones para el usuario tratar el cifrado de SSL, liberando el procesador de los servidores de servicios de fondo de Exchange y aumentando así el rendimiento general del correo electrónico. Se pueden obtener otras mejoras utilizando aceleradores de SSL o descargando el cifrado de SSL en servidores de seguridad avanzados (como ISA 2000 con Service Pack 1 y Feature Pack 1).

Puede establecer el servidor de aplicaciones para el usuario como un único punto de acceso delante o detrás de un servidor de seguridad de Internet que está configurado para permitir exclusivamente el tráfico al servidor de aplicaciones para el usuario desde Internet. Como el servidor de aplicaciones para el usuario no almacena información del usuario, este servidor proporciona un nivel de seguridad adicional para la organización. Además, los servidores de aplicaciones para el usuario autentican las solicitudes antes de enviarlas para proteger los servidores de servicios de fondo de ataques de denegación del servicio.

Un servidor de aplicaciones para el usuario de Exchange hace que el acceso a las carpetas públicas sea más sólido porque conoce el estado de los servidores de servicios de fondo y puede utilizar varias referencias para tener acceso a los datos de las carpetas públicas. Esto incluye datos del sistema, por ejemplo, información del calendario de disponibilidad. Además, en Exchange Server 2003, el servidor de aplicaciones para el usuario de Exchange permite a los usuarios que utilizan Outlook Web Access responder o reenviar los mensajes de las carpetas públicas. Sin un servidor de aplicaciones para el usuario, los mensajes de las carpetas públicas sólo se pueden leer.

La especificación del protocolo IMAP permite a un servidor referir un cliente a otro servidor. Exchange admite esta funcionalidad de referencia en los casos en que las carpetas públicas almacenadas en un determinado servidor no disponen del contenido solicitado y el cliente debe ser enviado a otro servidor. Sin embargo, se requiere un cliente que admita referencias de IMAP, y la mayoría de los clientes no admiten referencias. (El kit de herramientas y clientes Pine de la Universidad de Washington es un ejemplo de cliente que admite referencias.)

Cuando un cliente IMAP que no permite usar referencias se conecta a través de un servidor de aplicaciones para el usuario, el cliente tiene acceso a toda la jerarquía de carpetas públicas, ya que el propio servidor de aplicaciones para el usuario trata automáticamente las referencias. Este proceso hace que la referencia pase desapercibida para el cliente. Para obtener más información acerca de clientes IMAP que no permiten usar referencias, consulte Request for Comments (RFC) 2221 y RFC 2193.

La arquitectura de aplicaciones para el usuario y servicios de fondo admite RPC a través de HTTP, HTTP, POP e IMAP. También puede instalar SMTP en el servidor de aplicaciones para el usuario, aunque no hay diferencias entre instalar SMTP en un servidor de aplicaciones para el usuario y un servidor de servicios de fondo.

noteNOTA:
El servidor de aplicaciones para el usuario no envía el protocolo MAPI de llamada a procedimientos remotos (RPC), utilizado por Outlook en modo no RPC a través de HTTP. Outlook puede tratar aquellas situaciones en las que los buzones se mueven de un servidor a otro o en las que no hay contenido disponible en un servidor.
 
¿Te ha resultado útil?
(Caracteres restantes: 1500)
Gracias por sus comentarios
Mostrar:
© 2014 Microsoft. Reservados todos los derechos.